Saltar al contenido

La Nación / Dietas de moda pueden afectar gravemente la salud, señala nutricionista

agosto 30, 2020


Las tendencias en el mundo de las dietas y en la búsqueda de una nutrición que permita mantener un cuerpo armónico y sin excesos, es un tema en el cual los nutricionistas insisten en que las personas que van a seguir un plan nutricional lo deben hacer bajo indicación de un profesional del área de la alimentación.

Sobre el contexto, la Lic. Anselma Schinini, nutricionista del Departamento de Alimento y Nutrición del Hospital de Clínicas, refiere que existe una serie de comportamientos que conducen a los trastornos de la conducta alimentaria, relacionados generalmente a los psicológicos y emocionales, conduciendo a una nutrición inadecuada, carente o excesiva, que en cualquiera de los casos puede llegar a perjudicar la salud.

“Existen muchísimas dietas que por etapas se ponen moda; están las que incluyen un solo alimento; están las dietas cetogénicas, muy mencionadas pero sin resultados a largo plazo; la dieta vegana, que bien elaborada puede resultar saludable; la popular dieta keto, que ya estuvo de moda por los años 1950, conocida también como dieta de Atkins, que da énfasis al consumo de grasa, que ya tuvo problemas en esa época, y que actualmente se enfoca desde otro punto de vista, pero aún con falta de nutrientes; el ayuno intermitente, que si bien le puede resultar a muchas personas también están a las que no; y solo por mencionar las más resonadas, lo cierto de las dietas de moda es que son solamente tendencias y no sirven para instaurar un estilo de vida saludable a largo plazo, que es lo que buscamos los nutricionistas”, mencionó.

“Una excusa común que se tiene para llevar una dieta saludable es el costo de los alimentos», expresa la Lic. Anselma Schinini. Foto: Gentileza.

La Lic. Schinini alertó que hay que tener en cuenta que las dietas no se deben tomar por moda debido a que pueden afectar enormemente la salud; sino que todo plan de nutrición, ya sea para subir, bajar, o acompañar alguna patología, siempre debe ser personalizada y adecuada para cada persona.

“La ley principal de la alimentación es la adecuación. Cada persona requiere una forma de alimentación específica; por lo tanto la dieta de un paciente no le puedo dar a otro; todos los planes son diferentes para cada persona; y la es importante tener en cuenta que la nutrición implica no solo estados de obesidad o delgadez, sino que cualquier patología obliga a mantener un régimen nutricional”

Ciertamente las dietas de moda surgen como un empuje para que la gente vaya a consultar, pero sin embargo, en su mayoría se aplican por influencia, sin indicación de personas con registro responsable.

Leé también: Hacienda presentará esta semana PGN 2021 de G. 86 billones al Congreso

La alimentación debe ser completa, variada, tiene que tener cantidad, calidad, armonía y adecuación; que son las cuatro leyes principales de la alimentación y que toda dieta bien elaborada debe cumplir; para lo que se tienen en cuenta la talla, el peso, el sexo, que son los que determinan lo que le falta o sobra a la persona; haciendo hincapié en que el acompañamiento del profesional de nutrición es importante.

“Como estilo de vida saludable, una persona puede optar por consumir diariamente frutas, aprovechar siempre las de estación, vegetales, lácteos, proteínas, que no falte ningún nutriente de ser posible durante el día; que la alimentación sea variada y completa; ni excesiva ni mínima, puesto que esta desnivelación puede afectar la salud. Asimismo, los líquidos son fundamentales, mínimamente beber 2 litros de agua, que equivalen a 8 vasos aproximadamente; en casos de necesidad se indican los suplementos, para llegar al equilibrio deseado”.

Teniendo en cuenta la situación de pandemia por COVID-19, muchas personas se ven afectadas por la ansiedad, estado que provoca la ingesta innecesaria de productos varios o lo inverso; ante esto la especialista sugiere la actividad física en la casa, o caminatas; y en el momento de hacer las compras, optar por alimentos saludables y no llenar la heladera con alimentos que tengan muchas calorías.

“Una excusa común que se tiene para llevar una dieta saludable es el costo de los alimentos; lo más sano tiene un costo extra; pero debemos prestar atención que la diferencia es mínima ante la finalidad, la salud integral; y entre las actividades que sugerimos teniendo en cuenta el confinamiento que atravesamos, son las huertas en casa, y así impulsar al consumo saludable, fresco y más económico”, puntualizó.

El Departamento de Alimento y Nutrición del Hospital de Clínicas ha habilitado este año consultorios de atención externa en el policlínico del nosocomio, ubicado en la ciudad de San Lorenzo, pero debido a la crisis sanitaria, debió pausarla; pero prosiguiendo sus actividades de acompañamiento nutricional tanto a pacientes internados como a los que reciben el alta hospitalaria, llevándose consigo su esquema personal, con seguimiento evaluativo de progreso.





Fuente